Errores que cometemos (una y otra vez) cuando planeamos un viaje

Después de un largo letargo en este pequeño espacio, he decidido que es hora de coger la sartén por el mango y empezar por el principio, ¿cómo planeamos un viaje? Si, al igual que nosotros, queréis llegar a un sitio y no perder detalle, necesitaréis un trabajo previo de planificación para viajar con la tranquilidad de que has hecho los deberes. Muchos amigos nos preguntan cómo preparamos cada viaje, cuánto gastamos, cómo sabemos qué hay que visitar y muchas más dudas. El caso es que nosotros sólo utilizamos nuestras fórmulas, no son las mejores ni las peores, pero nos funcionan y somos conscientes de que siempre se puede hacer mejor y de que cometemos muchos errores. Por eso queremos compartir cuáles son los más comunes.

1. Elegir un vuelo sin informarnos de hoteles, precios de traslados o cambio de la moneda

Londres desde las alturas

Si no os sobra el dinero y aprovecháis vuestras vacaciones para invertir vuestros ahorros de todo el año, no os gustará comprar un vuelo a un precio de ganga y luego daros cuenta de que los hoteles son prohibitivos. Esto nos pasó a nosotros. En una ocasión, compramos un vuelo a muy buen precio para ir a Milán, pensando en alojarnos en Venecia. La sorpresa nos la llevamos cuando empezamos a investigar el precio de los hoteles (después de comprar el vuelo, claro!) y nos dimos cuenta de que se nos iba de las manos. Tuvimos que decir adiós a nuestro sueño de romanticismo en Venecia y buscamos una alternativa. Acabamos comprando otro vuelo Milán-Budapest y, aún así, nos salió mucho más rentable. Nos valió de experiencia para no hacerlo más.

2. Dejar para última hora la compra de entradas

Cuando visitamos una ciudad con museos, atracciones o algún espectáculo, lo mejor es hacer reserva previa por Internet ya que lo más probable es que otros muchos turistas piensen lo mismo que nosotros. Cuando empezamos a viajar no lo hacíamos y nos perdíamos mucho tiempo en colas de taquillas e incluso estuvimos a punto de quedarnos sin entrada en el espectáculo navideño del Radio City Music Hall por no haber comprado antes las entradas. Si lo hacemos, ganamos en tiempo, a veces dinero y nos ahorramos el disgusto de no poder entrar.

3. No visitar blogs o foros donde nos recomienden cómo organizar los tiempos

Es verdad que hay mucha gente que va directamente a la oficina de turismo in situ y esta fórmula le resulta la mejor para saber qué visitar. Pero también sabemos que conociendo de antemano dónde está cada sitio, horarios, precios y demás, nos ahorrará tiempo y nos permitirá disfrutar del viaje de manera más relajada y sin contratiempos. Nadie te contará mejor cómo visitar un sitio que aquellas personas que ya han estado y saben los errores que han cometido. Haznos caso, ¡lee mucho!

4. No elegir un destino por “miedo a lo desconocido”

Existen muchos miedos, pero conozco personas que no viajan, por ejemplo, fuera de España porque “no hablan inglés”. En mi opinión, un gran error. Hay algo más importante que el idioma y es el instinto de hacernos entender estemos donde estemos. Recuerdo que en nuestro viaje a Japón nos encontramos con un pequeñísimo porcentaje de personas nativas que hablasen inglés y no por ello disfrutamos menos, nos perdimos o nos estafaron. Si llevas los pasos anteriores aprendidos y te has informado de lo que puedes y no puedes hacer en el lugar, no vas a tener ningún problema para moverte por un país extranjero. Es cierto que hay cosas de las que no podrás disfrutar, espectáculos o leyendas en museos, pero a día de hoy, con la globalización en la que vivimos, no hará falta hablar el mismo idioma para entender lo que estás viendo.

5. La batería siempre cargada

Las fotos y vídeos serán los encargados de revivir cada uno de los momentos que vivimos cuando estamos de viaje. De ahí la importancia de cargar previamente todas las baterías de nuestras cámaras y teléfonos para tenerlos listos a la hora de nuestro aterrizaje. Y si pueden ser dos baterías en lugar de una, mucho mejor! Del mismo modo, no os podéis olvidar de revisar que lleváis el adaptador adecuado para vuestros cargadores, lo que os ahorrará dolores de cabeza.

Camden Town

Espero que toméis nota para no cometer alguno de estos errores en vuestros próximos viajes. ¡Un abrazo y espíritu Wonderlust!

Un comentario sobre “Errores que cometemos (una y otra vez) cuando planeamos un viaje

  1. Hola! es real lo que decís, sobre todo el punto 3. Hay mucha gente que viaja y decide “ver ahí qué hay para hacer”. Después se pierde mucho tiempo en el lugar yendo de un sitio a otro, y terminás viendo la mitad de cosas que podrías si se hubiese investigado un poco.

    saludos!

    Me gusta

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s